Usamos cookies propias y de terceros para mostrar publicidad personalizada, consideramos que usted acepta su uso al navegar por el sitio. Información
envia

Qué significa soñar con gorrión

» » Qué significa soñar con gorrión

Otro animal frecuente en nuestros sueños es el gorrión, una especie habitual en algunos países y que sin duda tiene algunos significados muy claros. A continuación explicaremos qué significa soñar con gorrión para conocer todas las acepciones y lo que nuestro subconsciente nos quiere transmitir.

Soñar que vemos un gorrión

Si en nuestro sueño simplemente vemos un gorrión pero no destaca nada en especial debido a que se encuentra por ejemplo posado en una rama o simplemente sobre cualquier tipo de superficie y permanece mirándonos o mirando a su alrededor, lo que quiere decir es que nos estamos dejando llevar demasiado por las apariencias, lo que posiblemente nos lleve a perder oportunidades de conocer a personas que pueden suponer cambios muy importantes en nuestra vida.

Soñar con gorrión que está volando

En el caso de que el gorrión se encuentre volando también se basará en que nos fijamos demasiado en las primeras impresiones y esto nos hace no abrirnos a determinadas personas.

Sin embargo también nos indica que poco a poco estamos siendo conscientes de nuestro comportamiento, lo que sin duda es un gran paso para poder solucionar el problema y dentro de poco empezar a darnos cuenta de que las personas son más que una imagen inicial y que es esencial que nos paremos a conocer las y a comprender sus situaciones.

Soñar con gorrión triste

Como último señor tenemos la posibilidad de soñar con un gorrión que se encuentra triste, en cuyo caso es posible que estemos intentando solucionar el problema de las primeras impresiones pero que por cualquier razón nos hayamos sentido traicionados, en cuyo caso es muy probable que perdamos la confianza en nosotros mismos debido a que estábamos intentando cambiar un aspecto que al final parece haberse reafirmado.

No obstante debemos tener en cuenta que no significa que estuviésemos en lo cierto al desconfiar, pero la verdad es que sí nos hemos llegado a confundir de persona.